BATIR A PUNTO DE NIEVE
Batir a punto de nieve: se dice de la forma de batir las claras de los huevos -sin las yemas- hasta que que quede con la apariencia de una espuma blanca.

Para "batir" de forma tradicional se coge el tenedor y se mueve enérgicamente el alimento dentro del recipiente, de forma que se haga un movimiento circular y continuo. Lentamente las claras irán adquiriendo consistencia propia como la de una nieve recién caída.

Los huevos deben ser muy frescos y un poco de sal puede ayudar a que el batido a punto de nieve se logre antes y mejor.

Las claras batidas a punto de nieve se utilizan en muchas recetas. Ejemplos la receta de mouse de chocolate, tiramisú, tronco de navidad, tartas, suspiros con almendra, dulces con merengue, etc.

Ver Batido.

Temas relacionados con Batir a punto de nieve:

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada. Aceptará su uso si continua navegando. Más información Entendido